Técnicas y beneficios del automasaje

El automasaje es un método terapéutico casero. Su objetivo principal es tratarse a uno mismo. Se basa en la aplicación de técnicas de masaje como: fricción, roce, amasamiento y vibración.Conoce algunas técnicas para darte un automasaje, liberar tensiones acumuladas y conseguir relajarte cuando no tienes la posibilidad de acudir a un masajista profesional.

Para darte un automasaje, debes aprender algunas técnicas de masajes. No todas las técnicas son adecuadas para todas las partes de cuerpo.

  •  La caricia: esta técnica se puede usar en todo el cuerpo, consiste en acariciar siempre de forma descendente la parte del cuerpo que se quiera auto masajear (las piernas, el cuello, etc) esta técnica va relajando la zona y la va preparando para un masaje más profundo.

  • La presión leve con los dedos índice y mayor: esta técnica se puede utilizar en los músculos de la espalda, el cuello, y las pantorrillas (de la rodilla hacia abajo). Con ambos dedos de ambas manos se realiza un masaje siempre desde el centro hacia afuera.

  • El amasamiento: similar al amasado de una masa, esta técnica se utiliza en las partes blandas del cuerpo (los muslos, las caderas, la panza si existe exceso de grasa en la zona)

  • Los toques repetidos: esta es una de las técnicas que se utilizan para finalizar los masajes. Se realiza un golpeteo constante con las palmas de las manos o la punta de los dedos, sobre los músculos masajeados.

 

Para lograr un excelente automasaje debes seguir los siguientes pasos:

  1. Comienza masajeando tu cuello con la técnica de presión con los dedos y con unas gotas de aceite para masajes. Desde el centro del cuello hacia afuera y con una presión firme irás eliminando la tensión acumulada en la zona.

  2. Continúa con la misma técnica por los omóplatos, en cada lado y con la mano contraria.

  3.  Finaliza el masaje en esta zona con la técnica de toques repetidos.

  4. Masajeate los pies, de a uno, con la técnica de presión leve. Puedes incorporar la técnica de amasamiento que tendrá un efecto muy relajante. Recuerda que los pies poseen puntos nerviosos de todas las partes del cuerpo.

  5. Finaliza el masaje de los pies con la técnica de toques repetidos.

  6. Hazte masajes en las pantorrillas primero con la técnica de caricia suave y luego con amasamiento. Utiliza algunas gotas de aceite para masajes.

  7. Finaliza el masaje en esta zona con la técnica de toques repetidos.

 Alguno de los cambios que notarás son los siguientes:

  • Mejora la circulación sanguínea.

  • Disminuye el estrés y libera la tensión.

  •  Ayuda a eliminar los líquidos retenidos en el organismo.

  • Mejora la calidad del sueño.

  • Mejora el aspecto de la piel.

 

Existen algunas herramientas y accesorios para sacar el máximo provecho de ellos, puedes recurrir a algunos de estos elementos:

Esferas chinas desestresantes: se trata de una técnica milenaria muy efectiva con la que lograrás eliminar el estrés y la tensión acumulada en tu cuello, hombros y espalda en general.

Aceites esenciales para relajación: los aceites esenciales poseen propiedades medicinales y relajantes. Si los utilizas para realizarte un automasaje, potencian en gran medida su efectividad.

Masajeadores automaticos para la espalda: los masajeadores automaticos pueden ser una muy buena opción para relajarte después de una jornada laboral cansadora. Conoce algunos de los más eficaces y opta por el que más se adapte a tus necesidades.


¡Hacete un lugar dentro de esta cuarentena y aprendé a como realizar un automasaje!


Federico C. Paez el 05-04-20
Encontrá más noticias de: Automasaje Masoterapia Masajes

Cursos que te pueden interesar